Control de tabaco

Las acciones de CIET, desde su creación, han estado vinculadas a fortalecer la aplicación del Convenio Marco para el Control del Tabaco de la OMS, alineados con la meta 3.a del ODS 3.

El Convenio Marco (CMCT) es un tratado internacional basado en pruebas, que reafirma el derecho de todas las personas al máximo nivel de salud posible. Representa un cambio de paradigma en el desarrollo de una estrategia de reglamentación para abordar las sustancias adictivas; a diferencia de tratados previos sobre control de drogas, el CMCT OMS establece la importancia de las estrategias de reducción de la demanda, además de cuestiones relacionadas con el suministro. https://www.who.int/fctc/text_download/es/

De acuerdo al Informe sobre el Control del Tabaco en la Región de las Américas (OPS, 2018), el consumo de tabaco es un factor de riesgo común para seis de las ocho principales causas de muerte, responsables de casi dos tercios del total de defunciones a nivel mundial. Lo que significa que a nivel mundial el consumo de tabaco mata a más de 7 millones de personas anualmente: más de 6 millones por el consumo diario del tabaco y 900.000 por la exposición a humo de tabaco. De los que mueren por la exposición a humo de tabaco, casi dos tercios son mujeres y 7% son niños. El consumo de tabaco también contribuye a empobrecer a las personas de menores recursos, dado que en esta población se concentra la mayor prevalencia de consumo, poca capacidad para afrontar los gastos de atención de la salud y si las personas sostén del hogar son fumadoras, seguramente tengan una muerte temprana.

¿Qué debería lograr Uruguay en los próximos años?

  • El impuesto debe representar el 75% del valor de venta
  • Disminuir la asequibilidad de los productos
  • Tener una Política Nacional de Precios e Impuestos orientada a disminuir el consumo
  • Implementar una línea telefónica (proactiva) de ayuda para dejar de fumar
  • Generar un mecanismo de coordinación nacional
  • Prevenir la interferencia de la industria
  • Asignar fondos específicos para el estímulo de las Políticas de Control de Tabaco
  • Evitar que se fume en cuartos de hoteles, taxis y áreas de internación psiquiátrica
  • Prohibir aditivos
  • Campañas en medios con frecuencia regular
  • Asegurar y evaluar llegada de intervención a todo el país, en particular a los más vulnerables
  • Crear una estructura financiada, para implementar el protocolo de Comercio Ilícito
  • Hacer responsables legalmente a la Industria Tabacalera de los daños provocados a la población

Novedades

EMPAQUETADO NEUTRO

Desde el 1° de enero de 2020 los productos de tabaco deben ser comercializados en empaquetado neutro, también llamado “plano”, “genérico” o “estandarizado”.

Es una importante medida de reducción de la demanda que disminuye el atractivo de los productos de tabaco, restringe el uso de los paquetes de tabaco como soportes para publicitar y promover el tabaco, limita el empaquetado y etiquetado engañosos y aumenta la eficacia de las advertencias sanitarias.