Ciet Uruguay > Novedades > Uruguay > COMUNICADO DE PRENSA sobre vapeo

COMUNICADO DE PRENSA sobre vapeo

Miércoles 18/09/2019

Montevideo, 18 de setiembre de 2019

 

COMUNICADO DE PRENSA

CIGARRILLO ELECTRÓNICO y

OTROS SISTEMAS ELECTRÓNICOS DE LIBERACIÓN DE NICOTINA

 

Ante la falta de información sobre un tema de relevancia para la Salud Pública de nuestro país, como lo es el consumo de cigarrillos electrónicos (e-cig) y/o Sistemas Electrónicos de Liberación de Nicotina (SELN), la Sociedad Uruguaya de Tabacología (SUT) y el Centro de Investigación para la Epidemia del Tabaquismo (CIET Uruguay), emiten este comunicado a raíz de observar con preocupación la presentación que realizó un medio de prensa de nuestro país sobre este consumo, también conocido como “vapeo”.

Si bien desde el año 2009 está prohibida la comercialización, importación, registro como marca o patente y publicidad de estos dispositivos, lo difundido públicamente en horario central, el pasado 16 de julio de 2019, en uno de los informativos de la televisión, estaría desconociendo la normativa vigente[1]. Lo presentado por el noticiero puede ser considerado como un acto de la industria tabacalera de promoción y patrocinio encubierto, la cual está detrás de este negocio. Además, claramente pareció ser una apología del delito, al informar cómo comprar los productos de forma ilegal. Sin duda este tipo de mensajes no contribuye al cuidado de la Salud Pública de nuestra población.

Dado el trato desinformado, la falta de conocimiento de las normativas vigentes y de los efectos que este tipo de difusión genera en la población, a continuación, recordamos e informamos que:

 

  1. El análisis de los estudios científicos publicados hasta la fecha no han demostrado fehacientemente que los cigarrillos electrónicos sean efectivos para dejar de fumar (1,2). Los promotores del vapeo basan sus afirmaciones en estudios cuestionados metodológicamente, además del cuestionamiento a la fuente de financiación de los mismos.
  2. El tabaquismo constituye la primera causa de muerte evitable en Uruguay y en el mundo. El tratamiento más eficaz, seguro y basado en evidencia que ayuda a los fumadores a cesar el consumo es la combinación del apoyo psicológico y tratamiento farmacológico específico (3,4).
  3. Los SELN no han demostrado ser seguros para la salud. Existen múltiples investigaciones que dan cuenta de compuestos citotóxicos y carcinógenos en los líquidos que éstos utilizan; así como de sus efectos en la salud cardiovascular y respiratoria (5,6). Las noticias de los últimos días ya están demostrando los efectos adversos de este consumo, generando afecciones respiratorias graves e incluso la muerte en sus consumidores.
  4. Existen estudios que evidencian que estos dispositivos pueden contribuir a la recaída en el consumo de tabaco a ex fumadores, y en el inicio de la adicción a la nicotina de jóvenes no fumadores o no atraídos por el cigarrillo tradicional (7,8). Lo cual implica una forma de socavar las políticas de control de tabaco que nuestro país ha implementado desde hace varios años.
  5.  Por otro lado, los profesionales de la salud y el público en general deben estar informados que muchas de las empresas que fabrican y comercializan estos dispositivos pertenecen a la industria tabacalera y los están publicitando con agresivas campañas promocionales en redes sociales y demás vías con identidad de marca en jóvenes y adolescentes, de manera similar a las usadas por las tabacaleras en el siglo XX, con el objetivo de reclutar nuevos jóvenes consumidores.

Por lo expuesto, exhortamos a los medios de comunicación de nuestro país que se informe a la población con base en sustentos científicos y consultando a los referentes profesionales y destacados académicos con experiencia y estudio en la temática. Debemos ser cuidadosos y responsables de la información y mensajes que le transmitimos a los ciudadanos.

Por último, recordamos que tal como se expresó en la resolución del juicio que Phillips Morris entabló contra nuestro país, el derecho a la salud debe primar sobre los intereses comerciales.

 

Referencias:

  1. Hartmann-Boyce J, McRobbie H, Bullen C, Begh R, Stead LF, Hajek P. Electronic cigarettes for smoking cessation. Cochrane Database Syst Rev. 2016 Sep 14;9:CD010216 5.
  2. Glantz, S., Bareham D. E-cigarettes: use, effects on smoking, risks, and policy implications. Annual review of public health, 2018, vol. 39, p. 215-235.
  3. Fiore MC, Jaén CR, Baker TB, Bailey WC, Benowitz NL, Curry SJ, et al. Treating Tobacco Use and Dependence: 2008 Update. Clinical Practice Guideline. Rockville, MD: U.S. Department of Health and Human Services. Public Health Service; 2008
  4. Ministerio de Salud Publica,  Uruguay. Guía Nacional para el Abordaje del Tabaquismo, 2009.
  5. Bhatta D, Glantz S.  Electronic Cigarette Use and Myocardial Infarction Among Adults in the US Population Assessment of Tobacco and Health.  J Am. Heart
  6. https://www.ahajournals.org/doi/10.1161/JAHA.119.012317
  7. LI D, Sundar I, MacIntosh S et al., et al. Association of smoking and electronic cigarette use with wheezing and related respiratory symptoms in adults: cross-sectional results from the Population Assessment of Tobacco and Health (PATH) study, wave 2. Tobacco control, 2019, p. tobaccocontrol-2018-054694.
  8. Soule EKPlunk ADHarrell P2, Hayes REdwards KC. Longitudinal analysis of associations between reasons for electronic cigarette use and change in smoking status among adults in the Population Assessment of Tobacco and Health Study. Nicotine Tob Res. 2019 Jan 29. doi: 10.1093/ntr/ntz005.
  9. Dutra LM. Thirty-day smoking in adolescence is a strong predictor of smoking in young adulthood. Prev Med. 2018 Apr;109:17-21. doi: 10.1016/j.ypmed.2018.01.014. Epub 2018 Feb 3.

[1] Decreto 534/009 y Decreto 299/017

Descargue el Comunicado AQUÍ



  • Tel.: 091716977